Últimos articulos

¡Hechos especialmente para ti!

Cómo generar mayor valor a tu marca con la Matriz ERIC.

2021-03-12 Jonas Riveroll

Siempre que nos planteamos la idea de emprender un negocio nos surge la duda de cómo podemos destacar en el mercado, qué acciones nos permiten diferenciarnos de la competencia y cómo sería posible mejorar los productos o servicios existentes, pues para ello, en esta ocasión te compartimos una herramienta que te puede ayudar a resolver este problema, se conoce como Matriz ERIC.

La Matriz ERIC es una herramienta que surge a raíz del libro “La Estrategia del Océano Azul” de W. Chan Kim y Renné Mauborgne, esta busca plantear, de forma clara y sencilla, la forma de mejorar o innovar una idea de negocio ajustando ciertas características del modelo de trabajo, del servicio o de un producto en concreto.

La principal premisa de esta herramienta es que, en lugar de competir con ideas recicladas de otras empresas, busques implementar acciones innovadoras que permitan destacar tu marca de la competencia.

La matriz está compuesta por el acrónimo de la palabra ERIC, que significa Eliminar, Reducir, Incrementar y Crear, las cuales van dando la pauta para ajustar elementos de un producto o servicio según el concepto.

Eliminar.

Este primer punto consiste en suprimir todos aquellos aspectos del producto o servicio que ya no son llamativos para nuestros clientes, que nos generan altos costos de producción y que el beneficio que arrojan no es el esperado.

Reducir.

Para este concepto es importante darse cuenta de qué elementos que integran nuestro producto o servicio presentan un exceso, ya sea de uso, de materia prima o de atención y que podemos disminuir sin afectar el resultado, esto no es con el fin de ahorrar, más bien es de ajustar, a comparación del punto anterior, no se busca erradicar algún elemento que no se aprovecha sino más bien optimizarlo.

Incrementar.

Al contrario que el punto anterior, para esta sección se necesita analizar qué elementos son beneficiosos para nuestro producto o servicio y debemos impulsarlo, ya sea alguna característica que ya implementemos y buscamos perfeccionar, o bien, añadir algo adicional que nos permita mejorar la experiencia.

Crear.

Esta última sección puede llegar hacer la más complicada, pues debemos idear acciones o elementos nuevos que incrementen el valor de nuestro producto, servicio o marca y que nos ayuden a diferenciarnos de la competencia, estas acciones se vuelven llamativas para los clientes y genera una imagen fresca de nuestro negocio pues no se mantiene estático.

El conjunto de todos estos elementos bien aplicados nos ayudará a generar un mayor valor a nuestros productos y marca, te recomendamos llevar a cabo un sencillo ejercicio con los productos o servicios de tu negocio, poniendo a prueba la matriz, verás que incluso con una simple práctica puedes encontrar y mejorar diversos aspectos. Ya sabes que si conoces a alguien a quién esta información pueda ayudarle, no dudes en compartírsela.

De parte de todo el equipo que integra a Grupo SAME, deseamos que tengas una excelente semana y que siempre hagas todo aquello que te apasiona :D

MF. Jonas A. Riveroll Hernández.